Tuberías optimas condiciones
Interesante

Por qué es importante contar con tuberías en óptimas condiciones

Uno de los elementos que caracteriza la habitabilidad y desarrollo de una población es la adecuada disposición de sus aguas residuales, esto es parte de lo que mantiene las condiciones de salubridad para sus habitantes. Pero ante la creciente expansión y proliferación de edificaciones, es complicado asegurar el óptimo funcionamiento de estos sistemas. Por tal motivo debe encargarse la tarea de mantenimiento a las mejores empresas especializadas en este tipo de obras.

Los sistemas de tuberías urbanos son complejos

Los sistemas de tuberías de las grandes ciudades son complejos y muy ramificados, en algunos casos antiguos e impredecibles, por lo que la rehabilitación de tuberías puede convertirse en toda una hazaña.

En cualquiera de los casos, el mantenimiento de los sistemas de aguas servidas y aguas residuales exige una gran cantidad de tiempo de planificación. Esto es así porque tales sistemas suelen ser subterráneos y casi cualquier tipo de obra puede entorpecer el tráfico en calles y carreteras, por ejemplo. Cosas como basura o escombros atascados en tuberías de aguas residuales y presión excesiva en las del servicio de aguas, suelen ser las causas más comunes de algún problema en el sistema.

Sistemas de tuberías urbanos

Aunque la maquinaria para realizar reparaciones es cada vez más eficiente, y con ellas se ha logrado reducir considerablemente el tiempo y el esfuerzo que antes se empleaba para realizar reparaciones y mantenimientos, resulta imposible no causar ciertos inconvenientes cuando se lleva a cabo cualquier obra. Esto hace que toda tarea de mantenimiento a las tuberías deba ser muy específico y planificado, dejando de lado la sustitución de piezas enteras, dentro de lo posible, para implementar soluciones inteligentes.

Prevenir fugas y obstrucciones

Sin duda, existen empresas con mucha experiencia en el área de drenajes, algunas inclusive han participado en el diseño de gran parte del sistema que usan muchas ciudades, pero eso no evita que se asome la posibilidad de que el sistema pueda colapsar en algún momento por cualquier causa, y entre las más comunes están las obstrucciones y las fugas.

Dependiendo del lugar en el sistema donde ocurra el fallo, se puede comprometer una mayor o menor cantidad de sectores, que pueden quedar sin servicio de agua o colapsar alcantarillas (en el caso de sistemas de aguas pluviales), por lo que cualquier tarea de prevención asegura que este tipo de situaciones se podrán evitar o atender con precisión y prontitud.

Detección y reparación de tuberías

Cualquier reparación de tuberías no puede compararse con la sustitución de un segmento entero, pero gracias a los avances tecnológicos es posible realizar obras de rehabilitación que pueden ofrecer resultados muy aceptables en poco tiempo y con menos dinero del que normalmente se invierte en estos trabajos. Estos mecanismos suelen ser los más indicados para no comprometer durante mucho tiempo la continuidad del servicio y afectar lo menos posible a la integridad estructural del sistema.

Las soluciones son diversas, pero siempre se persigue que el servicio pueda ser restablecido lo antes posible y con las menores repercusiones, por lo que para sistemas residenciales e industriales, las tareas de saneamiento y abastecimiento siempre serán capaces de reducir considerables las pérdidas económicas.

Instalación de tuberías sin apertura de zanjas

La instalación de tuberías sin abrir zanjas está a la vanguardia en materia de reparación de tuberías, esto es gracias a un novedoso tubo que se coloca dentro o fuera del ya existente y que puede soportar cualquier presión de vacío, sin importar el estado del tubo original, por lo que evita las tradicionales molestias de excavar para sustituir tuberías enteras.

Por medio de una cámara CCTV es posible revisar el estado de la tubería sin hacer una gran excavación, y una vez delimitada el área a tratar, sólo será cosa de hacer una cuidadosa limpieza y encamisar con la manga especial; ésta se compone de fieltro, fibra de vidrio y algunas capas de polipropileno que, al ser colocadas sobre la superficie a cierta temperatura, puede cubrir el segmento dañado.

Tras enfriar la manga, será cosa de instalar juntas y hacer pruebas de presión, y todo este trabajo puede tomar sólo un par de días.

Con este mecanismo será posible garantizar reparaciones rápidas y efectivas para casi cualquier tipo de tubería, especialmente en aquellas que tienen antigüedad. Esta sustancia ha sido sometida a rigurosas pruebas de calidad, pudiendo llegar a ser la más adecuada para cualquier necesidad de sellado, para juntas o tuberías con fugas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.