Protección de mercancías
Interesante

Sistemas de protección de mercancías

La protección física de mercancías es un tema importante dentro del proceso de transporte y almacenamiento de toda clase de productos. Su objetivo es garantizar la integridad física de las cargas, procurando que lleguen en perfectas condiciones a su destino, manteniendo las propiedades que estas presentaban en su punto de inicio.

Actualmente, disponemos de diferentes sistemas de protección de mercancías en el transporte, reduciendo las probabilidades de que ocurran daños durante su transporte. Estos sistemas se vienen implementando desde hace décadas, aunque muchos métodos se han actualizado para lograr ser más eficientes y atender a las necesidades del mercado actual.

Envases y embalajes, principal sistema de protección física

Una de las formas más sencillas y eficientes de proteger los productos durante las diferentes fases de almacenamiento y transporte, tanto a nivel nacional como internacional, es con el uso de envases, bolsas y diferentes clases de embalajes. A continuación, mencionamos algunos de los elementos comúnmente utilizados, de modo que sea más sencillo familiarizarse con ellos.

Métodos de embalaje y estiba

El embalaje es la protección física directa de la mercancía, para lo cual se utiliza una cobertura total basada en algún material protector como el plástico, la madera, el metal o el cartón. La estiba, hace referencia a la organización de la mercancía dentro de los recipientes, con el objetivo de que las cargas se distribuyan de forma segura dentro del medio de transporte utilizado.

Bolsas desecantes

Otro método de protección utilizado son las bolsas desecantes para contenedor. Estas tienen la función de proteger los productos contra el agua y la humedad. Tienen la capacidad de absorber el doble de su volumen en humedad, reduciendo también el riesgo de condensación, lo cual ocurre gracias a la combinación de Cloruro de Calcio (CaCl2) y almidón.

Bolsas hinchables

Las bolsas hinchables son un tipo de relleno interior bastante utilizado en la actualidad. Se trata simplemente de bolsas de polietileno hinchadas con aire, las cuales se incorporan en cajas de todo tipo para rellenar los espacios vacíos y evitar que el producto se mueva en el interior durante el proceso de transporte. Se utilizan ampliamente en el transporte de electrónicos.

Void-Filler

En el arsenal de sistemas de protección de mercancías, encontramos los Voidfillers, relleno de huecos entre palets. Se trata de una estructura ligera de cartón plegable con forma de nido de abeja, el cual se utiliza para separar cargas dentro de contenedores y asegurar que estas no se muevan y choquen entre sí durante el transporte.

Todos estos productos terminan ofreciendo un beneficio importante a todas las empresas, tanto a las encargadas de la manufactura de productos, como aquellas que cumplen la función de transporte de la mercadería, pues ofrecen garantía de que los productos llegarán a su destino manteniendo su integridad física.

La mejor parte es que se trata de sistemas que consiguen reducir el coste de los seguros contratados por las empresas, lo cual beneficia a todos los responsables de la cadena de valor y también al consumidor final.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.